La Vita Random

La bella vita abbastanza bella da essere vita – Jovanotti

Heidelberg: Del Castillo a la Universidad

2 comentarios

Heidelberg es una ciudad a la cual el adjetivo “bonita” le queda muy bien. Sin embargo, no puedo encontrar otros que ayuden mucho a describirla. La ciudad situada en la región de Baden-Wuttemberg a las orillas del río Neckar tiene la Universidad más antigua del país y un Castillo famoso por el paisaje que sus ruinas crean en contraste con las montañas. Fuera de eso, las atracciones resultan poco interesantes lo que resulta extraño en contraste con lo pintoresco de sus calles.

IMG_7667

Transporte
El viaje a Heidelberg se puede hacer a través de un tren (la opción más rápida), auto (la más cómoda) o autobús… la que me tocó el elegir ante el mesurado presupuesto. Pero por más tedioso que a muchas personas les resulte viajar en este medio la verdad es que yo no me puedo quejar. Después de despertarme temprano para ir a un lugar recóndito del “otro lado” de Colonia y esperar algunos minutos ante el temor de haber sido estafadas por una compañía fantasma el puntualisimo “Dein Bus” estaba ahí. Esta compañía, probablemente nueva, no se anuncia en la tele y tiene poca presencia en Alemania (o al menos en NRW) pero la verdad que a mi me pareció bastante recomendable. Por 27 euros fuimos a y regresamos de Heidelberg.

Tanto tren como autobús llegan a la estación central de la ciudad de la cual es fácil transportarse al centro histórico. Eso sí… si son como yo probablemente terminen dando algunas vueltas inútiles antes de finalmente lograr hacerlo. Es aquí donde llega el momento de recordar a Lisa Simpson y aquel capítulo en el que quiere ir al museo y luego de pasar muchas estaciones sin llegar a su destino lanza aquella frase de “hubiera bajado en Crackton”. Al igual que a Lisa, a mí y a Lara (¡Hola Lara Trona!)  nos tocó viajar de más en dos ocasiones ante la falta de conocimiento de las líneas de la ciudad, la primera nos dejó en un punto perdido pero en el centro… la segunda… pues la segunda sí era Crackton.

Alojamiento
Heidelberg cuenta con esas cadenas de hotel famosas que todos conocemos, sin embargo, también tiene hostales como Steffi’s Hostal. Ubicado prácticamente frente a la estación central, cuenta con habitaciones bastante adecuadas, ambiente amable y desayuno bastante bueno por los tres euros adicionales que se pagan por el mismo. Ya que es bastante grande es posible elegir entre alojamiento individual, en habitación con chicas, de ocho o de diez camas. En el caso de los cuartos compartidos los precios rondan los 20 euros.

 

Para Visitar:
El castillo – sste lugar es el ícono  de la ciudad y no es para menos. En su interior encontramos un enorme barril de cerveza (para que no se les olvide aquello del esterotipo del alemán bebedor de cerveza) y también el Museo Farmacológico. Desde mi punto de vista, pagar 6 euros por esto no vale la pena, sin embargo, las vistas que ofrece de la ciudad y las montañas hacen que el precio se sienta menos. El precio incluye la comodidad de subir en funicular en vez de a pie.

Centro Histórico – el corazón de la ciudad tiene música en las calles, restaurantes, tiendas de recuerdos y heladerías y demás postres. Está conservado en su mayor parte pues los edificios han sido restaurados y no sufrieron daños tan graves como los de otras ciudades alemanas durante la segunda guerra. Asimismo, alberga varias iglesias que pueden resultar interesantes para quienes disfrutan de este tipo de arquitectura o del arte sacro.

Puente antiguo – Su nombre real es Carl-Theodor-Brücke y marca el inicio del camino de la ciudad y se mantiene desde 1786.

El camino de los filósofos – Este camino está repleto de casas lujosas y con detalles que las convierten en atracciones. En realidad mi paso por este lugar fue bastante curioso pues lo visité sin saber de lo que se trataba pues recorrerlo todo permite llegar a antiguas ruinas celtas y lo que para mi resultaba más interesante: un antiguo teatro de propaganda Nazi. Según 3viajes.com “Se le da este nombre al camino porque los filósofos que vivieron el Heidelberg junto con profesores de la universidad hacían este paseo mientras discutían sobre temas de actualidad y filosofía.”

Anuncios

2 pensamientos en “Heidelberg: Del Castillo a la Universidad

  1. jaja es bueno encontrar gente que se toma la forma de narrar los viajes con humor. Espero más entradas! Un saludo de un nuevo seguidor!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s