La Vita Random

La bella vita abbastanza bella da essere vita – Jovanotti

Köln 11: Domingos alemanes

3 comentarios

Hay un día en el que a todos nos da por la nostalgia, la pereza, las ganas de relajarnos y el aburrimiento mezclado. Ese día, en el que además todo descansa se llama domingo.  En Köln, este día de la semana me causa sentimientos encontrados cada que llega. A veces bueno, a veces regular otras fantástico. Pero siempre deseando que fuera un sábado y a veces deseando que, solamente por ese día de la semana, pudiera estar en México.

colonia1

Yo no soy una persona que comienza el día en la tarde luego de dormir y no hacer nada toda la mañana, tampoco soy una persona que sale a hacerla de senderista para descubrir nuevos lugares en medio del campo. Soy una persona que disfruta de sentarse con una buena cerveza, botana y mi familia a ver la NFL todos los domingos (en temporada) y que se encanta con ir al tianguis dominical a comprar chunches y por supuesto un agua de horchata y garnachas para todos.  Pero aquí no hay modo de hacerlo salvo por la cerveza y la Bundesliga que bien puede servir para entretenerse.

Otra buena opción en Colonia resultan los museos en especial cuando hace algo de frío y uno se quiere sentir tantito culto. Yo en mis domingos he visitado EL-DE-Haus, el Museo del Chocolate, el Germánico-Romano y los palacios de Brühl. Definitivamente no he desaprovechado el tiempo pero en realidad me causa un poco de angustia el “¿y cuándo se acaben qué voy a hacer?”.

A mi, viniendo de la Ciudad de México, me resulta interesante que el comercio se detenga los domingos cuando bien podría estar abierto al menos en el centro de la ciudad. Yo se que es para que los empleados descansen, yo se que es parte de las leyes de trabajo, yo lo se… pero me molesta.  A mi…tan capitalista como siempre, me gusta poder comprar o perder el tiempo en tiendas y otros lugares. Peor es cuando llueve y entonces sí, la opción es quedarse en casa viendo series y películas. Afortunadamente en Alemania hay turcos, chinos e italianos que con mucho gusto abren sus restaurantes los domingos ofreciendo una buena opción para la buena comida.

Pero hay algo de los domingos que hace que no los odie (con odio jarocho). Caminar al lado del Rhin. Si normalmente me gusta caminar porque me ayuda a relajarme hacerlo al lado del río es algo que me encanta. Bajo el sol y con un poco de brisa.. a mi me hace feliz desde el principio. No se si  me recuerda al pueblo de mi mamá, no se si me recuerda a una temporada de vacaciones, no se si me hace sentir libre… solamente se que hace que mis domingos se agradezcan.

 

Anuncios

3 pensamientos en “Köln 11: Domingos alemanes

  1. Me gusta leerte… Mira… comencé mi blog!
    ¿Te vuelves mi fan? 🙂

  2. Sólo es un año nena, después vas a extrañar la tranquilidad de los domingos alemanes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s