La Vita Random

La bella vita abbastanza bella da essere vita – Jovanotti

Berlín: La capital del mundo (1)

Deja un comentario

Si te gustan las ciudades perfectamente planeadas, en las que todo funciona a la perfección y que tienen alma Berlín es para ti. Visté la ciudad en mayo de 2012 y sin duda es una ciudad a la que regresaría muchas veces pues el tiempo que estuve no fue suficiente en absoluto. La capital alemana es una de las ciudades más extensas del mundo y cuenta con poco más de 3.5 millones de habitantes.

Berlín es una ciudad con mucha historia en especial del siglo XX. Si bien muchas personas la asocian con acontecimientos negativos (como en nazismo o la división de la ciudad durante la guerra fría) hay que rescatar que hoy en día es un ejemplo de progreso y desarrollo. En únicamente algunas décadas tras haber sido destruida casi por completo y en la que la mitad de la ciudad enfrentaba un rezago significativo hoy todo parece ir bien en la ciudad.

Muro de Berlín

Berín Oriental

Tuve la fortuna/desfortuna de quedarme en un hotel bastante lejos del corazón de la ciudad y que se ubicaba en lo que fue Berín oriental, relativamente “cerca” de Alexanderplatz, un lugar destinado a demostrar la grandeza del Este pero que ahora es un ícono de toda la ciudad y que cabe destacar ha quedado en el medio. Actualmente en esa sona existe una nueva “ola de inversiones” para restaurarla, además, según comentó mi guía son varios artistas los que se han mudado a esa zona de la ciudad “detrás del muro”.

Torre de la TV en AlezanderPlatz

Berlín: Auto retro de la Guerra Fría

 

Aunque ahora únicamente queda poco del muro que dividió la ciudad esta sigue siendo una parte  obvia para visitar. Vale la pena también darse un tiempo para recorrerlo pues se ha convertido en un lienzo para artistas modernos y más clásicos que han plazmado ahí desde el famoso beso de Brezhnev hasta algunos personajes caricaturescos. A lo largo de la ciudad también podemos ver varias placas que marcan un “aquí estaba el muro”.

Justo frente al pedazo de muro más preservado encontramos el famoso “Check point Charlie” la única caseta de vigilancia fronteriza de la época que queda en el lugar y que está acompañada por una fotografía de un soldado y un letrero que marca la entrada a nuevo territorio. Claro, si llevas algunos cuantos Euros de sobra puedes también pedir el sello de la frontera…en mi caso los Euros están destinados específicamente a comida así que me quedé con las ganas.

Berlín

El museo DDR es el punto final para completar un recorrido brevísimo por Berlín oriental. Situado justo al lado del río frente a la catedral es uno de esos lugares que nadie recomienda pero que valen la pena. Yo en realidad llegué por un buen chiste del destino. El museo interactivo muestra muchas piezas de la guerra fría desde un coche hasta una representación de las salas de interrogración utilizadas en la época (algo que cabe destacar no es para personas sensibles pues en palabras de mi mamá – es horrible).

Berlín

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s